greatest hits

July 09, 2006

de héroe a villano en dos cabezazos (pero es que a los semidioses también habrá que pedirles que no sean imbéciles)

minuto 103: zidane (un zidane resucitado después de que este humilde escribidor lo declarara acabado en vista de su mediocre actuación en la primera ronda) se ve solo en el centro del área y engancha un cabezazo que a punto está de convertirse en gol y, por tanto, a punto está de dar el mundial a francia. minuto 110: zidane le pega un cabezazo artero en pleno pecho a materazzi y, por tanto, se ve obligado a aceptar el bochornoso destino de ser expulsado por agresión sin balón en su partido de despedida dejando a francia a merced de una italia que no desaprovechará la ocasión y se proclamará campeona del mundo no obstante haberse mostrado nítidamente inferior al menos desde comienzos del segundo tiempo. lamentable, sin duda, pero nada tan realmente extraordinario para este hombre que a pesar de jugar en posición de atacante ha recibido catorce rojas directas a lo largo de su carrera. un genio con mal genio, pues, y un genio que hoy estuvo a diez minutos de ser un héroe pero terminó su último partido como un villano. hay ahora quien afirma sentir que la despedida de zidane fuera así (aunque fue él quien eligió cómo decir adiós), hay quien intenta eximirlo un tanto de culpa (la pregunta del millón es qué demonios le dijo materazzi), pero lo cierto es que a los genios, a los semidioses, incluso a los semidioses que se han quedado a un paso de ser dioses, hay que exigirles también un mínimo de profesionalidad, de inteligencia, de responsabilidad. zidane ha demostrado en varias ocasiones que su talón de aquiles está bien lejos de sus pies y hoy escogió el peor de los momentos posibles para volver a sacar lo peor de sí mismo.


tags:

▼ seguir leyendo...

July 03, 2006

el vídeo inconcluso y el diálogo que no fue

una aguda y muy reconocible guitarra empieza a llenar el ambiente cuando el vídeo de "sweet child o' mine", noveno tema del álbum appetite for destruction, empieza a llenar la pantalla. "¿ves?, es lo que te decía el otro día, esta puta canción es perfecta", le digo a mi ñaño, que está a mi lado. mi ñaño, murmurando, medio concede: "es buena". el vídeo avanza con diversas tomas de axl, algunas de ellas con ese look afeminado extrañamente típico del sin embargo muy machista hard rock de la época, así como de los demás integrantes de guns n' roses: duff al bajo con su melena rubio platino, izzy a la guitarra rítmica con su boina y su cigarrillo, slash a la guitarra solista en plan tío cosa, y el baterista cuyo nombre (steve adler) jamás le interesó mucho a nadie y cuya presencia en la banda acabaría más temprano que tarde (justo antes del doble elepé use your illusion) a causa de una afición a las drogas que al parecer superaba incluso la de sus propios compañeros. "pero, ¿ves?, cada uno como con su look, con su pose, todo como superestudiado, hasta el bailecito pendejo de axl", creo que le digo a mi ñaño. pero él ya no está a mi lado. de hecho ya no hay nada a mi lado. y el vídeo también se va cortando, se paraliza, no se mueve al ritmo de una música que no obstante sigue avanzando a la velocidad normal. hasta que ya no hay vídeo (pero sí audio) en una pantalla negra, o blanca, o qué sé yo.

me despierto confundido. en la compu suena "sweet child o' mine". mi ñaño no está. son las seis y media de la mañana y estoy solo en mi room without a view del madrileño hostal patria. las siguientes canciones que la máquina va tocando, seleccionándolas al azar de entre mi vasta colección en mp3, son "rain on the scarecrow" de john mellencamp y "like a prayer" de madonna, pero eso ya a quién le importa. las cosas que tiene la mente: en un momento de semiconciencia, ya no totalmente dormido pero tampoco totalmente despierto todavía, he mezclado la vida real (el sonido de la vida real) con un sueño basado en que, sí, una de las últimas conversaciones que tuve con mi ñaño en hamburgo hace unos días fue sobre hard rock y guns n' roses y appetite for destruction. si la ensoñación hubiera durado más seguro que aparecía por ahí felix, quien también participó en la discusión, aunque algo más marginalmente porque el hombre es tranquilo y callado mientras mi ñaño cree tener la verdad revelada y yo tengo la verdad revelada. lo curioso es que el vídeo era el vídeo exacto. al final por lo visto me falló la memoria, o ya me desperté del todo, o ambas cosas, y por eso mi pantalla ya no pudo seguir reproduciendo las imágenes adecuadas, las del vídeo original, y prefirió morir.

▼ seguir leyendo...

rpctv



      monetize your website with text link ads




recent posts