greatest hits

October 14, 2004

ernesto ya no es lo que era

algo de política, pedía luisra el otro día. pero es que son malos tiempos para la política. y no me refiero al estado actual del planeta, de por sí ya carepescado (aunque no más que en otros muchos momentos de la historia, diría yo), sino a mi situación personal. estoy completamente alejado de la política en los últimos tiempos. mi desconexión llega al punto de que ni siquiera he visto los famosos tres debates entre el emperador bush, ese amigo personal y socio empresarial de la familia bin laden, y el aspirante a emperador, sosomán kerry. por la prensa sé, sin embargo, que según las encuestas el retador ha estado más convincente que el campeón reinante.

difícil ver debates televisados si uno no ha enchufado todavía la televisión. llevo ya tres semanas aquí y todo sigue hecho un desastre, ocupado como estoy entre las clases que tengo que dar y las que tengo que recibir. en cualquier caso mi ajetreo existencial no explica del todo, supongo, este relativo desinterés por el estado del imperio que es al fin y al cabo determinante para el estado de la nación que es al fin y al cabo determinante para el estado de uno mismo. creo que mi descreimiento ha llegado a un punto de no retorno con respecto a varias cosas. y, por cierto, creo que bush va a ganar digan lo que digan los sondeos. pero aun con más convencimiento creo que el que gane kerry no va a significar ningún cambio sustancial y mucho menos una mejoría.

política... quizá lo más político que he hecho últimamente ha sido una demostración práctica de lo perdido que está todo. tras ducharme el otro día antes de ir a impartir mi clase de español del chiste descubrí que no tenía otra camiseta limpia que la del che. dudé, para qué vamos a negarlo. si la cosa hubiera sido para ir a clase con beverley o con martin, por supuesto, no habría dudado. sólo faltaría que en la cuna de la democracia moderna uno no pudiera andar con la camiseta que le venga en gana. si dudé fue porque la cosa era para dar clase. aquí le advierten a uno desde el minuto uno que no se meta en cuestiones sexuales, raciales, religiosas o políticas (como si hubiera otros temas de qué conversar) y que uno al fin y al cabo es un representante de la universidad. me pareció que tal vez una camiseta del che no era el atuendo más apropiado para dar una clase de español delante de dieciséis gringuillos casi adolescentes. al final me la puse, claro, entre otras cosas porque, repito, no había demasiada alternativa. obviamente no pasó nada. es más, nadie pareció notar la presencia de ese otrora amenazador símbolo antiimperialista. puede que estos chiquillos no sepan, simple y llanamente, quién fue el che. si alguno de ellos por ventura lo reconoció, seguramente lo asoció más con rage against the machine, después de todo un producto de una multinacional, que con cualquier idea de revolución. vivimos en un mundo en que tiene mucho más sentido la famosa caricatura (publicada en time o newsweek, no recuerdo, con motivo del trigésimo aniversario de la muerte del personaje a manos de la cia y el ejército boliviano) de la clásica imagen del che mirando al horizonte hasta la victoria siempre con una boina que en lugar de una estrella roja tiene el visto bueno del logo de nike.

p.d. para luisra: como ves, 1-0. jamás osó tu camiseta del che (en realidad de rage against the machine) profanar los sagrados predios del abc de sevilla. tampoco hubiera pasado nada.

2 comments:

Anonymous said...

Si no la llevé fue porque tuve alguna otra camiseta limpia. Evidentemente no hubiera pasado nada, pero dudo que en tu universidad haya tanto facha por metro cuadrado como en el abc (incluyendo a dieguinho, claro está). Por cierto, un poquito de porculerismo: hace unos años una filóloga española expuso que el verdadero autor del Lazarillo era un tal Alfonso de Valdés, un humanista que trabajaba en la corte de Carlos V (creo) y parece que la tesis ha sido más o menos aceptada e incluso ya imprimen algunas ediciones del Lazarillo poniendo a este tipo como autor. Un saludo: Luisra

P. D.: Yo casi prefiero que gane Bush, pues, como decía Vázquez Montalbán, contra Franco vivíamos mejor.

rafael ponce-cordero, a.k.a. bocha, a.k.a. guayako said...

dudo que no la hayas llevado sólo por eso. pero en fin, entiendo que sí, que en ese periódico de avanzada había bastantes más fachas por metro cuadrado que en pitt. pittsburgh es, de hecho, una ciudad predominantemente demócrata según me he enterado, lo que no quiere decir casi nada pero quiere decir algo. pitt, como buena institución de enseñanza superior de filiación pública, tiende a ser progresista o algo parecido. liberal, dirían los gringos, me imagino. y mi departamento es directamente un nido de comunistas o al menos ex comunistas no del todo arrepentidos, ya se ha destacado mil veces que en todo el mundo y más en este país el último reducto del marxismo es la universidad. claro que otra cosa son los alumnos en sí mismos, pues para empezar muchos no son de pittsburgh sino de los alrededores, de western pennsylvania sobre todo, y eso significa que son casi casi que de lo que se suele denominar la américa profunda, gente bastante rural y muy tradicional. pero bueno, en definitiva, gente que desconoce o que si conoce no le para bola al che. lo cual tampoco es tan grave, supongo. ¿qué más da ya a estas alturas del partido?

p.d. para dieguinho: yo de ti le retiro el saludo a este flaco alevoso. defiéndete.

rpctv



      monetize your website with text link ads




recent posts